11 may. 2013

Maternar

En este último viaje a China, pude pasar un día entero con dos de mis hijos. Bueno, oficialmente a los ojos de los EE.UU. y de China no son mi hijo e hija sobre el papel. Pero desde el momento en que les conocí en un pequeño orfanato en el año 2006, los he querido como tales. Del modo más absoluto, seré para siempre su madre en mi corazón... Me levanto pensando en ellos y me acuesto pensando en ellos, igual que con mis otros siete hijos a este lado del océano que llevan legalmente mi apellido.


Desde que volví de China y los vi, he pensado mucho en qué es lo que hace una familia. ¿Qué significa ser la madre de alguien? Todos nosotros, los que somos padres y madres adoptantes, sabemos con certeza que no se trata de algo tan sencillo como el ADN.


Habiendo sido el Día de la Madre el domingo pasado, no pude remediarlo y busqué la definición oficial de "Madre" en el diccionario. Cuando vi la primera descripción de la palabra, como sustantivo, gruñí un poco.

Madre (sustantivo): Una mujer en relación a un hijo al que ha dado a luz (R.A.E.: Hembra que ha parido)

Obviamente pienso que se han dejado algunas cosas fuera en esta descripción. Pero luego mis ojos siguieron en la siguiente línea donde la palabra "Madre" se usaba como verbo (en inglés esto es posible. En castellano, el verbo más parecido sería Maternar, y la R.A.E. no lo recoge).

Madre (verbo): criar a un hijo con atención y cariño 


Cualquiera que me conozca sabe que me encantan los verbos :-) El amor como sustantivo es fantástico por supuesto, pero el amor como VERBO, en acción, es lo que mueve montañas. Y cuando pienso en todas las maravillosas madres que conozco en este mundo, sinceramente lo último que pienso es en si han dado o no a luz a sus hijos. Solo pienso en las cosas tan increíbles que HACEN para aquellos a los que aman. Mueven cielo y tierra para que sus niños crezcan enteros y felices. Educan, levantan y animan a los suyos. Y aunque ello signifique pasarse toda la noche en vela con un niño enfermo, o poner la mejor cara de Mamá Osa que se tenga mientras una se prepara para ir a otra reunión más del cole para hablar otra vez sobre la adaptación curricular para tu hijo, o contestar al teléfono a las 3 de la mañana porque tu hijo necesita que vayas a buscarle... las madres son la definición del amor en acción.



Ayer tuve una larga charla con una chica adolescente que me dijo que el Día de la Madre le era siempre un día muy difícil porque no se lleva demasiado bien con su madre. Sé que para muchas madres adoptivas, también es un día complicado ya que muchas de nosotras pensamos mucho en las madres biológicas de nuestros hijos. Lo que le dije a esta chica adolescente fue que pensara que el Día de la Madre era una buena forma de recordar a todas las mujeres de tu vida que han contribuido a hacernos como hoy somos.


Hay una razón por la que cuando alguien dice "fue como una madre para mí" no se refiere para nada a compartir material genético, cuando alguien dice esto, lo hace con la intención de hacer el mejor cumplido posible, porque se refiere a la definición de madre como VERBO. Significa que ha habido alguien que estaba ahí para ti, que te animó y que luchó por ti y nunca se dio por vencida. Nada me gustaría mas que todo el mundo tuviera una persona así de especial en sus vidas.




Así que brindo por todas las madres del mundo que merecieron su día el fin de semana pasado. Por las madres que admiten que son perfectamente imperfectas. Por aquellas que cometen errores y pierden los nervios y se sienten superadas a veces, y aún así se levantan todos los días y de nuevo intentan dar lo mejor de sí mismas por sus hijos.


El Día de la Madre es una celebración que nos recuerda lo mucho que este mundo necesita mujeres como vosotras, y nos recuerda a todas que cada una de nosotras puede impactar en las vidas de los niños (el ADN no es necesario) simplemente estando ahí de verdad.




Feliz amor en acción

~Amy Eldridge, Chief Executive Officer

1 comentario:

Manuela dijo...

BELLÍSIMA ENTRADA!!
MUCHAS GRACIAS!
Manuela