14 may. 2009

La Primera Salida de Compras

lwbblog.com



Tanto aquí como en China, los niños van con sus familias de compras por la ciudad para adquirir ropa nueva, zapatos y demás. Los niños que viven en orfanatos no tienen esta experiencia. Considerándola una experiencia vital normal, los niños del programa BIM (Believe In Me) de Huainan, en Anhui, de edades comprendidas entre los 8 y los 15 años y que van también a la escuela pública, hicieron una excursión a comprar.
 
Cada niño escogió un traje que les gustara y lo pagó, y para decirlo con pocas palabras, fue una experiencia inigualable para otros niños. Esto es lo que Kathy, la manager del programa, nos contó de ese día:
"Hoy ha sido un día muy feliz para nuestros niños. Se despertaron pronto por la mañana y estuvieron esperando en el recinto del orfanato hasta que llegué a recogerlos para llevarlos de compras. Dividimos a los 24 niños en seis grupos y cogimos 6 taxis. Todos estaban muy excitados y no podían esperar a meterse en el taxi.
 
Cuando llegamos a la tienda se sintieron perdidos. Los niños nunca habían visto tanta ropa junta antes. Cada prenda les parecía preciosa! Estuve muy ocupada eligiendo y probandoles la ropa, y haciéndoles algunas fotos. Cuando todos los niños habían escogido su ropa favorita, pagaron ellos mismos a las dependientas lo que costaba. Estaban guapísimos y sonreían felices."
 
Kathy nos cuenta la historia de una niña de diez años muy especial y dulce, llamada Hope. Hope estaba agotada por la excursión y se quedó dormida en el taxi.
 
 
"Hope es una niña preciosa y tímida. Parecía un poco nerviosa cuando entró en la tienda, quizá porque nunca había salido de excursión. Me seguía muy de cerca y le dije en voz baja: 'Vamos, elige lo que te guste'. Ella asintió y empezó a mirar. La dependienta fue muy paciente y le preguntó cual era su color y el estilo que más le gustaban. Ella señaló un vestido. La dependienta lo cogió y le ayudó a ponerselo y luego le preguntó '¿Estás segura de que te gusta?' Hope asintió timidamente. Yo le di el dinero y le dije que se lo pagara a la dependienta. Cuando esta le dió el cambio, Hope lo contó y confirmó que estaba correcto antes de devolvermelo. Una vez hecho todo esto, empezó a sonreir. De vuelta a casa parecía muy curiosa por todo lo que había fuera y estuvo mirando por la ventanilla del taxi todo el tiempo."
 
Las últimas líneas del informe de Kathy son muy emotivas: 
"Ir de compras es una de las actividades normales para un niño que tiene una familia, pero para un niño de orfanato es muy especial. Los niños huérfanos raramente salen a la calle, y mucho menos van de compras. Para la mayoría, la excursión a comprar fue la primera de sus vidas. A pesar de que fue un poco cansado para mi, mereció por completo la pena. Esto ha sido una práctica social para los niños y nos recuerda que en el futuro hemos de hacer este tipo de actividades externas más veces para enriquecer sus vidas y ampliar su mente."
Los niños de los programas de educación son los niños de la maravillosa y cariñosa familia de padrinos y donantes de LWB. Ya tienen la experiencia de ir a la ciudad, de aprender cómo comprar y cómo pagar por los artículos. ¡Vaya lección de la vida! Muchísimas gracias padrinos del programa, por hacer que este día fuera posible!
 
Sandy Hartman es la Coordinadora del programa BIM en Huainan, Anhui, para Love Without Boundaries. Vive en Columbus, OH, con su marido Mark y sus dos hijas, Zoe de 9 años y Alice de 6, adoptada en la provincia de Anhui, China.

No hay comentarios: