2 abr. 2011

De Familia de Acogida, a Familia para Siempre!

Si has sido uno de esos afortunados, que han tenido la oportunidad de visitar el orfanato de tu hijo, entenderás la importancia de la ACOGIDA. No importa cuan maravilloso, limpio y cuidado es el orfanato, palidece en comparación a la necesidad que solo puede venir de saber lo que es tener una familia! Mientras las cuidadoras en los orfanatos hacen todo lo que pueden y quieren a los niños, simplemente no hay suficientes para darles el amor y la atención individualizada que los niños necesitan. Aquí está, la importancia de una familia.

Nuestra hija, Meisyn, tuvo la suerte de estar en el Programa de Acogida de LWB.Se sin sombra de duda, que si no hubiese estado en acogida, seguramente hoy no estaría viva. A pesar de nacer con una cardiopatía muy compleja, que le hacia ser pequeña y débil, Meisyn supo lo que era tener una familia que la quisiera, que se preocupara por ella, y que la ayudase cuando estaba enferma. También supo lo que era pertenecer a una familia. Tuvo la oportunidad de aprender como ayudar a la familia con las tareas domésticas, así como participar en las reuniones familiares y excursiones. No solo aprendió como recibir amor y cariño, sino también a devolverlo. Esos dos elementos son críticos cuando hablamos del proceso de vinculación con su familia para siempre. Y puedo decir que Meisyn vino a nuestra familia con un corazón cariñoso y generoso. De verdad pienso que estar en una familia de acogida, hizo su transición a nuestra familia mucho mas fácil, una vez pasó su proceso de duelo. Fue el AMOR de su familia de acogida lo que sostuvo su vida hasta que pudimos traerla a casa. 

Meisyn es una niña vibrante, activa y feliz. Para decirlo de manera sencilla, AMA la vida y a todo y todos los que se encuentra. Trae tanta alegría, risas y felicidad a nuestra familia, y  no podemos imaginar cuan aburrida y sin vida nuestro hogar sería sin ella. 

Siempre estaré agradecida a LWB  y los maravillosos padrinos que permitieron que Meisyn fuese parte de ese programa – un  programa que fue decisivo en salvar su vida.  Mientras LWB se esfuerza en hacer todo lo humanamente posible por todos los preciosos niños, hace falta mas. Se necesitan personas desinteresadas para dar un paso adelante y y apadrinar de corazón a estos niños, y que así puedan tener lo que CADA niño merece...  y eso es saber lo que significa ser amado. 

La agradecida mamá de Meisyn,
Jennifer McCoy

1 comentario:

Anónimo dijo...

me gusta esta muy bien es bueno trasmitir amor