17 ago. 2011

Soñando Con Una Educación Superior

Cada año en China, se realiza el examen nacional de ingreso a la universidad (Gao Kao), y pasar esta prueba sigue siendo la mejor manera (y a menudo la única)para un niño de las zonas rurales de escapar de la pobreza. La prueba, de nueve horas de duración, que se hace una vez al año, es el único factor determinante para ser admitido en la universidad en China. Casi 10 millones de estudiantes se presentan a el examen cada año, tratando de obtener una codiciada plaza  en uno de las 1900 universidades en China. La competencia es feroz, y las familias presionan a sus hijos para estudiar durante horas cada día, a lo largo de sus años de enseñanza secundaria.

Padres ansiosos esperan fuera del lugar del examen

Para un niño huérfano, presentarse a este examen es un logro en sí mismo. Para un niño huérfano, aprobar el examen con nota lo suficientemente alta para entrar en la universidad es extraordinario. Los estudiantes con familia, que se presentan a este examen, a menudo tienen profesores de apoyo, y realizan cursos después de la escuela, y por supuesto, tienen padres y madres que los empujan a seguir estudiando y aprendiendo. Los niños huérfanos se enfrentan a muchos obstáculos, y deben motivarse solos. 

Hace poco supimos de dos jovencitas que han crecido en el orfanato de Liuzhi en la Provincia de Guizhou. Esta es un área rural de Guizhou, y cuando visitamos el orfanato en Marzo, fuimos recibidos por un personal extremadamente amable, que hace todo lo que puede con muy pocos recursos. Estamos muy felices de que dos de las niñas a su cargo hayan conseguido pasar el examen de acceso a la universidad, y esperamos encontrar gente que quiera ayudarnos a conseguir que sus sueños de una educación universitaria se hagan realidad. 

Qing (arriba) tiene 19 años y ha sido admitida en la Universidad Sichuan de Lenguas Extranjeras, en Chongqing.

Rong también tiene 19 años, y lo hizo tan bien en el examen, que ha sido aceptada en una universidad en Beijing – un largo camino para una chica que ha crecido en la rural Guizhou.

Ambas chicas necesitan aproximadamente 1500$  para la matrícula, alojamiento y comida este año. El orfanato no tiene medios para enviar a estas dos niñas a la universidad, y ellos nos han pedido ayuda. Tenemos miembros del equipo en ambas localidades que se asegurarán de que las niñas se adaptan a la vida universitaria. Los padrinos recibirán informes trimestrales de sus progresos – y podrán ver que realmente están ayudando a cambiar las vidas de dos jovencitas increíbles. Para realizar una donación para sus matrículas, por favor, visita nuestra página de apadrinamiento para Educación. Muchas gracias! 

No hay comentarios: